Envejecimiento activo y saludable

Envejecimiento activo y saludable: ¿Cómo te imaginas en 40 años?

Todos vamos a envejecer, es algo inevitable, pero ¿cómo vamos a envejecer?, depende de nosotros en cierta medida y de otros factores externos que nos rodean. Si queremos llegar a la tercera edad en buenas condiciones, debemos preocuparnos muchos años antes, teniendo una alimentación saludable, haciendo ejercicio mental y físico. Envejecimiento activo y saludable es la tendencia hoy.

¿Cómo envejecer dignamente?

Desde hace unos años, se está viendo que la población de la tercera edad está aumentando sus años de vida, y no sólo eso, sino que ha aumentado la cantidad de personas mayores de 60 años.

En qué condiciones lleguemos a los 60 años y más, depende de la calidad de vida, de la alimentación, del ejercicio físico y mental.

Generalmente se asocia esta etapa con enfermedad y discapacidad, aunque estas condiciones parezcan inevitables, se ha comprobado que éstas pueden posponerse y comprimirse si uno adopta un estilo de vida saludable y se compromete activamente con la vida.

Surge un nuevo concepto de envejecimiento activo y saludable, donde se considera que la persona es capaz de determinar su manera de envejecer, al menos en parte y donde se reconocen no sólo sus necesidades, sino también sus derechos de adulto mayor de autonomía, participación, dignidad, crecimiento, aprendizaje, etc. Todo esto con el fin de lograr una adaptación positiva.

¿Qué es el envejecimiento activo y saludable?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) introdujo el termino de envejecimiento activo y saludable en el año 1999, con el fin de transmitir un mensaje más completo que envejecimiento saludable. Esto significa promoción de la salud y prevención de enfermedades.

Además, un compromiso activo con la comunidad en las diferentes actividades, también en lo social y en el reconocimiento de los derechos de los adultos mayores.

¿Qué hacer para lograr un envejecimiento activo y saludable?

Según investigaciones científicas, las siguientes medidas son recomendables:

  • Ejercicio Físico: el ejercicio físico reduce el riesgo de enfermedad cardiovascular, hipertensión arterial, obesidad, diabetes, osteoporosis, demencia y mejora la calidad de vida. Se recomienda hacer ejercicio en forma gradual y a diario. Siempre hay que consultar al médico primero.
  • Alimentación adecuada: lo ideal es una dieta rica en fibra y baja en grasas saturadas. Se recomienda la dieta mediterránea.
  • Actividades sociales y recreativas: ya que en la tercera edad, generalmente no trabajan, tienen más tiempo disponible y lo importante es ocupar ese tiempo en actividades sociales y recreativas. No encerrarse en la casa, ya que eso les puede provocar depresión y un sin número de problemas.
  • Evitar el abuso de tabaco, alcohol y medicación de venta libre: se sabe el daño que estos provocan.
  • Control clínico: para prevenir y controlar enfermedades ya existentes.
  • Vacunación, control de visión, audición y salud bucal, prevención de caídas y accidentes.

Envejecimiento activo y saludable

Todo lo anterior es muy importante, pero debemos resaltar, una alimentación equilibrada como el mejor hábito que debemos adquirir, sin descartar ninguno de los anteriores.

Una nutrición sana es fundamental a lo largo de toda la vida, pero en la tercera edad se debe intensificar para tener un buen envejecimiento activo y saludable  y el control de algunas enfermedades crónicas.

Es fundamental aumentar el consumo de fibra, frutas y verduras y reducir el consumo de grasas.

La práctica de ejercicio físico, como ya lo dijimos, es clave a esta edad, tanto en lo terapéutico como en la prevención.

El ejercicio físico ayuda a prevenir enfermedades crónicas y a tratarlas si ya existen. Disminuye el riesgo de padecer depresión, ansiedad y estrés. Los beneficios del ejercicio físico son muchos, hay que adquirir el hábito a conciencia.

Es muy importante también el ejercicio mental, ya que de esta forma se evita o retrasa cualquier enfermedad cognitiva.


Fuentes utilizadas en este artículo:

https://envejeceractivos.com/alimentacion-y-salud/

https://www.geriatricarea.com/2019/02/07/habitos-para-un-envejecimiento-activo-y-saludable/

https://www.hospitalaleman.org.ar/tercera-edad/hacia-un-envejecimiento-activo-y-saludable/


Oferta Formativa

Una buena opción de estudio es el Máster en Nutrición y Dietética, ya que en él podrá formarse en diferentes áreas como, anatomía, fisiología, fisiopatología y dietoterapia.

Con el Máster en Dietética y Nutrición se especializará en un área profesional en la que se está produciendo un incremento de la demanda de este tipo de profesionales, debido a la actual problemática de la alimentación. Este Máster es título propio de Fundación Aucal y con una carga lectiva de 600 horas (12 ECTS).

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

16 + 13 =