mi hijo no habla

Mi hijo todavía no habla ¿ Qué puedo hacer?

El desarrollo del lenguaje es progresivo y madurativo, esto quiere decir que cada niño lo ira adquiriendo a su ritmo según se desarrolle. Mi hijo todavía no habla…. ¿hay solución?.

Sobre el diagnóstico: no todos los niños son iguales

Si bien es cierto que existen ciertas pautas a la hora de decidir si un niño sufre o no un retraso del lenguaje, tales como decir X palabras a una determinada edad, este aspecto no debería ser determinante a la hora de decidir si necesita apoyo o no, puesto que estos criterios a seguir no son seguros al 100 %.

Los niños comienzan a comunicarse desde que nacen, de manera no verbal, mirando y observando, y a los pocos meses ya tiene su lenguaje, aunque tan solo sea simples sonidos que emiten para llamar la atención.

Cuando el tiempo no pasa y sigue sin comunicarse

Según va pasando el tiempo irán adquiriendo un repertorio más amplio, se les empezará a entender mejor, aunque en ocasiones se utilizará la expresión ” tener lengua de trapo”, por la poca comprensión de las palabras que tienen quienes escuchan. Hay que preocuparse cuando el niño no omite ningún sonido o pasa el tiempo y se le sigue sin entender.

Siempre se dice que aprendemos lo que vemos, y esto ocurre en el caso de los niños y la adquisición del lenguaje. Si les hablamos aunque sean demasiados pequeños para entendernos, si les leemos cuentos, si están en contacto con gente…estarán acostumbrados e irán repitiendo aquello que han ido escuchando. Si la persona que cuida al niño le habla en ruso el niño acabará hablando ese idioma,  a pesar de no ser su lengua materna.

Una preocupación común: mi hijo todavía no habla

mi hijo todavía no habla

Muchos padres se preguntan si se deben preocupar si su niño de 3 años, al que van a escolarizar apenas habla; no hay que preocuparse más que los justo y necesario, es decir, no debemos dejarlo en el olvido y esperar a que las cosas ocurran porque sí, pero el cerebro de un niño funciona de tal manera que un buen día comienzan a hacer lo que no hacían antes; así, como si se encendiera una bombilla.

Pero sí que es cierto que un niño que no comunica lo que quiere puede llegar a presentar problemas de conducta, ya que al no lograr comunicar con éxito lo que desea o al no comprender del todo lo que se le está pidiendo, podría frustrarse e intentar demostrarlo con conductas inadecuadas. Y es que el lenguaje permite que el niño pueda adaptarse a su entorno y así controlar su conducta.

Poner palabras a todo es lo mejor que podemos hacer para facilitar el desarrollo del lenguaje y de todas las capacidades mentales. Estamos hechos de palabras, y con ellas nos expresamos y comunicamos.

¿ El lenguaje facilita la inclusión del niño en la sociedad?

¿ Es importante fomentar el lenguaje desde bebés?

Formación relacionada

Psicopedagogía escolar es una formación en modalidad online y que entrega al alumno las herramientas para poder atender las necesidades de educación de los niños en sus diferentes etapas.

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

20 + 3 =