Los azúcares ocultos de las bebidas

Los azúcares ocultos de las bebidas

Como si de una película de miedo se tratase, cuyo protagonista es el  fantasma Casper. Así es y actúa el azúcar, un nutriente presente en los alimentos de manera natural o bien adicionado a nuestra voluntad, sin importarnos las consecuencias que su consumo excesivo puede acarrearnos. Y es que, en nuestro día a día, ingerimos bebidas que contienen cantidades exageradas de azúcar y no somos conscientes de ello.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declara que “el exceso de calorías procedentes de alimentos y bebidas con un alto contenido en azúcar libre también contribuye al aumento de peso, que puede dar lugar a sobrepeso y obesidad”.

Según los objetivos nutricionales para la población española, el consumo de hidratos de carbono sencillos no debe superar el 10% del valor calórico de la dieta. Considerando una dieta estándar de 2.000 Kcal., su 10% son 200 Kcal., lo que corresponde a una cantidad de 50 gramos de azúcar, sin olvidarnos de que ciertos alimentos, como las frutas, lo contienen de manera natural.

Esos 50 gramos de azúcar, en medidas caseras, corresponden a más de media taza de café. Podemos pensar en situaciones cotidianas que suceden a lo largo del día y cuyo consumo de azúcar está presente en bebidas y alimentos: el café del desayuno con unas galletas María; a lo largo de la mañana en el trabajo, otro café o sándwich de máquina, algún caramelo para pasar el apetito entre horas, un refresco a la hora de comer y otro café después, bollería industrial en la merienda, una infusión con azúcar, una baguette precocinada en la cena con un buen zumo envasado, etc.

Y todavía la población se pregunta que por qué hay que reducir el consumo de azúcar si “tampoco se toma tanto”.

La nutrición basada en la evidencia nos indica ciertos estudios que señalan al azúcar como causa directamente proporcional a padecer enfermedades como la obesidad y el sobrepeso, conllevando así a enfermedades del corazón, del sistema vascular, sistema respiratorio, sistema hepatobiliar, sistema endocrino-metabólico, enfermedades renales, afecciones del sistema locomotor, neoplasias, función reproductiva y sexual, higiene dental y problemas psicosociales. Es por ello que la OMS recomienda reducir este consumo a un 5% del valor calórico de la dieta.

¿Alguna vez os habéis parado a pensar en la cantidad de azúcar que tienen esas copas que nos tomamos el sábado, los refrescos de los domingos o los zumos envasados en el desayuno?

A continuación, se muestra una tabla por orden de menor a mayor cantidad de azúcar que incluyen algunas bebidas azucaradas:

Tipo de bebida Cantidad (lata) Terrones de azúcar Gramos de azúcar
Cola Cola Light/Cero 330 ml NO 0
Aquarius 330 ml 4 20-28
Nestea 330 ml 5 25-35
Bitter kas 330 ml 5  y ½ 27,5-38,5
Redbull 250 ml 5 y ½ 27,5-38,5
Redbull 330 ml 7 35-49
Tónica 330 ml 5  y ½ 27,5-38,5
Cola-cola 330 ml 7 35-49
Seven-Up 330 ml 7 35-49
Batido de chocolate 330 ml 7 35-49
Zumo de piña 330 ml 7 y ½ 37,5-52,5

* Siendo el terrón de entre 5-7 gramos de azúcar.

* El batido de chocolate y el zumo de piña contienen de manera intrínseca azúcares naturales como puedan ser la fructosa, en el caso de la piña, y la lactosa, en el caso del batido.

 

Por todo ello es necesario vigilar y mirar el etiquetado nutricional de estas bebidas durante la compra, tomar refrescos con moderación, muy de vez en cuando y en poca cantidad. Recuerda que las bebidas azucaradas no son aconsejables en nuestro patrón de consumo, por lo que hay que limitarlas.

En el año 2007, una marca muy conocida de un refresco de cola se anunciaba diciendo: “Para los gordos. Para los flacos. Para los altos. Para los bajos. Para los que ríen. Para los optimistas. Para los pesimistas. Para los que juegan. Para la familia. Para los reyes. Para los magos. Para los responsables. Para los comprometidos. Para los náufragos. Para los de allí…”. Y yo añadiría:” para todos ellos: malos hábitos y obesidad”.

 

* Aucal Business School recomienda el curso de Técnico Superior en Dietética y Nutrición, en colaboración con la Universidad Antonio de Nebrija. El objetivo principal de esta formación es otorgar al alumno las bases para poder diseñar intervenciones nutricionales y concienciar acerca del carácter preventivo que una nutrición óptima tiene sobre la salud. Esta formación tiene una carga lectiva de 12 ECTS y la modalidad en la que se imparte es online. Si deseas más información, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.

 

¿Este tipo de bebidas está presente en tu dieta?

¿A tus hijos les das bebidas azucaradas?

 

Más información

¿Es el azúcar veneno?

Los niveles “escandalosos” de azúcar en las bebidas de las cadenas de cafeterías

 

Un comentario

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

1 × 5 =